Localización de casas vacías en España

Uno de los proyectos más interesantes que ha surgido en España últimamente es Casas Tristes, puesto en marcha por el colectivo Derivart. Su objetivo es documentar todas las casas vacías, desocupadas, que existen en España. Según los datos del Ministerio de la Vivienda, en 2005 había 3.350.000 viviendas vacías en todo el estado. La cifra de segundas viviendas sería similar, por lo que en España tenemos más de 7 millones de viviendas vacías o de veraneo/fin de semana. Pero uno de los puntos fuertes de la web de Casas Tristes, además del mashup con Google Maps (en proyecto está la integración con el sistema de mapas con licencia CC openstreetmap) son las diferentes visualizaciones de datos que nos permiten ver y explicar tendencias históricas de una problemática compleja de una forma más eficaz, al poner varios factores en relación.

Os dejo una entrevista realizada a Mar Canet, uno de los miembros de Derivart responsables de Casas Tristes:

¿Por qué la vivienda? ¿Qué era lo que más os interesaba del tema o qué os permitía hacer mejor que otros asuntos?

La idea original es del colectivo Derivart: hacemos proyectos que exploran el universo financiero desde el mundo del arte. En España uno de los acontecimientos financieros más importantes de la última década es sin duda la burbuja inmobiliaria. Evidentemente ser un grupo de jóvenes nos ha hecho vivir más de cerca problema del acceso de la vivienda.

¿Qué otros proyectos os sirvieron de inspiración? Veo que en el wiki de preproducción citáis sobre todo proyectos artísticos, aunque desde mi punto de vista, la web puede ser definida sobre todo en términos periodísticos o activistas.

Citamos más proyectos para no sentirnos solos en nuestro animo de colaboración. Era un tema que nos tenía interesados desde el inicio que creamos Derivart en 2004. Para nosotros Idealista fue una fuente de inspiración. Ir leyendo su boletín semanal y los abundantes comentarios que la gente hace sobre las noticias nos sirvió de fuente de ideas e irreflexión para pensar qué podíamos hacer. Pero la mayor inspiración ha sido la sinergia surgida en Madrid en la fase de producción con mis coautores Jordi Puig, Gerald Kogler y los colaboradores.

Además de la aparición en adn.es dentro del reportaje sobre el seminario del Medialab-Prado, ¿habéis tenido algún otro contacto desde otros medios de comunicación?

Sí. Después de esa noticia, apareció en 20minutos, y estuvo todas las navidades en su web a causa de los días festivos, obteniendo 78 comentarios. Y más recientemente, el día 4 de enero fuimos a una entrevista en IcatFM en el programa “Cabaret Elèctric” amb la Txell Bonet.

La integración de visualizaciones de datos en contextos periodísticos está teniendo un importante momento de auge, gracias al trabajo de, entre otros, Adrian Holovaty, que estuvo presente en el seminario del Medialab. Supongo que chicagocrime.org habrá sido un punto importante de referencia.

Sí, trabajamos mucho juntos durante la segunda semana del taller a nivel técnico y conceptual. Además, su experiencia en Google Maps fue de gran ayuda para realizar el mashup de las casastristes con la oficina del Catastro. Su proyecto ha sido de gran inspiración.

Ninguno de vosotros tiene formación periodística, sois programadores, diseñadores y economistas. ¿Vosotros percibís Casas Tristes como un trabajo periodístico?

Pues creemos que por primera vez estamos entre el arte y el periodismo. Estamos haciendo en cierta manera periodismo de investigación. En el taller de Medialab pasamos una semana y media buscando sólo datos. Las fuentes son muy diversas y hubo mucho trabajo de investigación.

¿Cuáles son las necesidades más apremiantes del proyecto ahora mismo, a nivel de colaboradores?

Nos gustaría activar el blog de la página y buscamos un equipo de gente interesada en escribir y controlar los posts que vayan surgiendo.

¿Cómo pensáis financiar el proyecto a medio-largo plazo, ya que no ponéis publicidad, aún? ¿Pensáis hacerlo en el futuro, aunque sólo sea para que el proyecto se autofinancie?

Sí, seguramente tendremos que poner publicidad para autofinanciar el proyecto. Aunque primero priorizamos poner esfuerzo en hacer más visualizaciones. La verdad es que la página al estar llena de visualizaciones y no ser html plano consume tasa de transferencia cuando viene una avalancha de usuarios.

Al basar gran parte del contenido en la participación del usuario, contar con una base de usuarios grande es fundamental. ¿Cómo valoráis el estado actual del proyecto?

A pesar que estamos teniendo bastantes visitas a la página (una media que oscila entre 100 y 800 diarias). La verdad es que no estamos consiguiendo que la gente introduzca demasiadas casas vacías a nuestra base de datos.

¿Cuál es el esquema que seguís para valorarlo?

Las casas introducidas, la cantidad de visitas y el debate producido en prensa son un buenos indicadores para valorar el proyecto.

¿Qué condiciones se tienen que dar, o qué objetivos se tienen que cumplir para que valoréis el proyecto como exitoso?

La verdad es que si logra suscitar debate será exitoso, pero para nosotros ya estamos muy contentos con los pequeños logros alcanzados.

El hecho de pedir registro previo para poder subir casas tristes puede resultar un freno. Actualmente existe cierto debate en foros periodísticos acerca de qué es mejor, si usuarios registrados o comentarios anónimos. ¿Cuál fue vuestra lógica para tomar la decisión de pedir registro previo?

Sí, creo que es mejor poder hacer cosas anónimamente. Nosotros tenemos que mejorar el flujo de navegación e interacción para no frenar los usuarios y captar al máximo sus opiniones.

Hace pocos días habéis celebrado un taller en Hangar. ¿Cómo ha ido? ¿Han surgido nuevas fuentes de datos, ideas o propuestas de visualización?

Lo valoramos muy positivamente, aunque la asistencia no fuese muy grande, ya que entendemos que las fechas no eran las mejores. Pero como la mitad del grupo vive en el extranjero, eran unas buenas fechas para nosotros. De esos días ha salido varias ideas de visualizaciones y una visualización nueva titulada capacidad de consumo. Un día hablando con un propietario de un bar de copas nos dijo que la burbuja había hecho cambiar el consumo de cocktels en los bares nocturnos y esto nos hizo pensar.

En esta nueva visualización, se muestra históricamente el dinero que queda disponible en un hogar después de pagar la casa, donde hay una pareja en la que ambos trabajan y cobran un sueldo medio. Hemos usado los datos estadísticos del banco de España de esfuerzo de pago de los hogares españoles y las estadísticas del INE sobre el sueldo bruto medio de los españoles. Interactivamente los usuarios pueden ver como entre 1997 y 2006 no ha aumentado muy sustancialmente el dinero para ocio al subir del 37% el esfuerzo de pago de la vivienda al 43%.

Además de los datos introducidos por los usuarios, contáis con una serie de visualizaciones de datos procedentes de diversas fuentes. ¿Cómo fue el proceso de documentación para el proyecto?

Empezamos un poco de cero sin gran experiencia en la búsqueda de datos. Pero en el Medialab-Prado tuvimos mucha ayuda de nuestros colaboradores que pusieron mucho empeño en la búsqueda de datos.

¿Decidísteis a priori qué datos os interesaba buscar o una vez recopilados los datos buscásteis la forma de organizarlos?

El modo de producción fue muy dinámico, incluso a veces caótico. Inicialmente pensábamos en posibles visualizaciones y datos a buscar, pero en el proceso, como duraba horas, nos desviábamos y surgían datos en el camino que nos daban ideas para nuevas visualizaciones.

¿Cómo de difícil fue localizar y recuperar todos los datos que habéis utilizado?

Se podría decir que fue la tarea más difícil para nosotros. No teníamos experiencia en la búsqueda de estos tipos de datos y los datos parecen que estén escondidos en las páginas gubernamentales. Y por desgracia a veces buscamos 2 veces los mismos datos por falta de coordinación.

¿Cómo valoráis la disponibilidad de datos de organismos públicos?

La disponibilidad de datos de las administraciones españolas deja mucho de desear. Los datos están poco actualizados y la información es difícil de encontrar. Por ejemplo se hacen estadísticas de casas vacías, pero solo se realizan cada 4 años junto con los censos. Además los sistemas estadísticos para consultar y exportar los datos no pasarían ningún estándar de usabilidad. El peor caso es sin duda el de Fomento que para consultar su base de datos, una de las mas extensas, se tiene que instalar un software propio (sólo para windows) y de una usabilidad horrible.

Al provenir de fuentes diversas, ¿tuvísteis que procesarlos de alguna manera para uniformizar los datos?

Sí, hemos uniformizado los datos en hojas de cálculo (CSV), donde las columnas son los años, y las filas los datos disponibles. Y por ejemplo siempre intentamos trabajar con provincias en vez de comunidades y en los archivos casi siempre las encontramos mezcladas con las comunidades.

¿Qué piso puede pagar un “mileurista”?

Pues una hipoteca de 147.942 euros para comprar un piso de 44 metros cuadrados. Esta es la realidad a la que se enfrenta actualmente una pareja de mileuristas que busca piso de compra en Madrid y por el cual deberá pagar 840 euros al mes durante 30 años.

Así lo evidencia el análisis realizado por el portal inmobiliario fotocasa.es para determinar a qué tipo de vivienda puede acceder un mileurista actualmente en España.

Esta cifra se obtiene considerando el valor de la hipoteca, la cuota mensual y el precio de la vivienda en la Comunidad de Madrid que durante el mes de septiembre alcanzó los 3.464 euros por metro cuadrado, según datos del Índice Inmobiliario fotocasa.es

Para obtener la superficie máxima a la que puede optar una pareja de mileuristas en Madrid, el análisis considera como cifra de referencia el valor del precio medio de la vivienda durante el mes de septiembre.

Este dato se desprende del Índice Inmobiliario fotocasa.es, que sitúa esta cifra en 3.464 euros por metro cuadrado para la Comunidad de Madrid y en 4.051 euros por metro cuadrado para Madrid Capital.

Así, una pareja de mileuristas que busca piso de compra en la Comunidad de Madrid puede optar como máximo a una vivienda de 44 metros cuadrados a pagar en 30 años con una mensualidad de 840 euros. Mientras que una pareja de las mismas características que opta por Madrid capital, ve reducido su margen de búsqueda a 37 metros cuadrados.

En el caso de una persona que busca piso de compra de forma individual, el análisis considera que la superficie máxima a la que puede optar en la Comunidad de Madrid es de 25 metros cuadrados, mientras que en Madrid Capital esta cifra se reduce a 21 metros cuadrados.

Más info.

Food in Loft: vende un piso a través del estómago

Muchos de vosotros habréis comprobado como, cuando llevasteis a cabo el proceso de compra de vuestro coche, el comercial insistía en que lo probaseis. Quería que lo tuvieseis en vuestras manos, que lo probaseis, que lo sintieseis. Se que hay excepciones, que en años de boom siempre existe el típico comercial que pretende que lo compres por catalogo sin verlo, pero no es normal ni lo recomendable. Una de las primeras enseñanzas de un comercial insiste precisamente en acercar el producto al potencial comprador. Aunque no vaya a ser su usuario final.

Pues bien, me gustaría recomendaros esta práctica a la hora de llevar a cabo una venta. Pensad en como podéis hacer que el cliente sienta, se aproxime, toque el producto, evitando así el tenerlo en su mente como un valor abstracto asociado a unos costes/beneficios. Aprovechad el marketing de sensaciones. Alguno pensará que para su producto es difícil. Seguramente. O seguramente no, y no hay más que ver como se desarrolla en el mercado inmobiliario.

Loft in Spain, una inmobiliaria especializada en el concepto loft ha hecho una puesta innovadora: ha transformado su piso piloto (o showroom, como lo que queráis llamar) en un lugar donde celebrar un catering, a través del programa Food in Lofts. Se trata de una propuesta rompedora, que puede llegar a generar un tráfico de gente que inicialmente no estaba interesada en una adquisición inmobiliaria, pero que responde a un publico objetivo muy interesante para el tipo de calidades que manejan. Estos comensales/potenciales compradores asociaran una agradable, con glamour, a la inmobiliaria y su producto. Finalmente, a aquellos que están interesados en el producto, se les acaba informando del mismo.

Más info.

Cómo encontrar vivienda barata. (Parte 2)

Continuamos con el artículo de los diferentes métodos para encontrar una vivienda algo más barata que la media.

5. Compra directamente al propietario

Las inmobiliarias son una vía más para comprar, pero ten presente que se llevan un tanto por ciento nada despreciable. Si quieres ajustar el precio, lo mejor es que compres a un particular. Hazle una oferta a un precio menor, es una práctica habitual y está comprobado que la mayoría de las ventas de vivienda de segunda mano se hacen entre un 5 y un 15% por debajo del precio que el comprador pedía inicialmente . Además, esta es una buena época para las “rebajas”, ya que la oferta se está volviendo mayor que la demanda.

6. No des excusas, di claro que está caro

Si mientras buscas piso encuentras ofertas que son caras con respecto al precio medio la zona (valorando las características del piso) no des excusas educadas como “ya llamaré”, “nos lo pensamos”, etc. Díselo claramente aunque con educación al vendedor: “no me interesa porque está caro”. También por teléfono (si todos lo hiciéramos la cosa sería diferente). No vayas a ver pisos que te parezcan caros a priori y di claramente la razón.

7. Atento a los “truquitos”

Cuando te encuentres ante el vendedor de una inmobiliaria debes estar alerta a afirmaciones que sirven para dar la sensación de que solo puedes encontrar tu piso pagando una barbaridad, de que se venden muy rápido, etc. Desgraciadamente los vendedores se han acostumbrado a que parte de su trabajo es ocultar información y usar trucos para que “entres al trapo”. Como comprador tú también tienes un trabajo duro que hacer. Por ejemplo: no te fíes de los precios que figuran en carteles con el membrete “vendido”. ¿Si está “vendido” por qué dejan el cartel?.

Otro “método” con el que te puedes encontrar es que el primer piso que te muestren sea horrible y pidan por él mucho más de lo que vale. No quieren venderlo, en realidad el vendedor te está preparando para que compres poco después un piso más presentable pero a un precio superior al del mercado.

Tampoco te fíes mucho de las estadísticas que publiquen en muchos medios, ya que suelen estar falseadas, comprueba siempre que puedas el precio medio por metro cuadrado de la zona en diversas fuentes.

Y siempre, si te decides al fin por un piso, pásate por el Registro de la Propiedad para comprobar el titular del mismo es la persona que te lo vende, que no tenga cargas de algún tipo, la calificación de la parcela sobre la que está construido, etc.

8. Utiliza tu voto

Los gobernantes pueden hacer muchas cosas para bajar el precio de la vivienda: leyes del suelo, VPO, control de la especulación, etc. Sin embargo, hasta ahora no han hecho prácticamente nada, sino que más bien han permitido, o incluso fomentado indirectamente el incremento de precios. Ellos tienen gran parte de la responsabilidad de que los precios se hayan disparado y una muestra es que estamos en el país de Europa donde más cuesta la vivienda en relación a los salarios. Esta página no tiene una filiación política pero pretende, entre otras cosas, dar consejos para que encuentres una vivienda más económica, y votar a cualquier partido que fomente la especulación perjudicará a tu bolsillo.

9. Ten presente que los precios sí bajan

Las estadísticas son claras: bajaron a principios de los 80, y en el periodo 92 – 93 volvieron a bajar en España. Incluso en el siglo XIX se dió un importante crash inmobiliario en algunas capitales españolas que dejó la vivienda en un 50% de su precio. Y ahora la situación es mucho más favorable. En una ciudad como Londres, con un fenómeno parecido por ejemplo a Madrid, la burbuja inmobiliaria ha estallado y los precios llevan bajando durante varios meses consecutivos. En algunas estadísticas se ven ya descensos en algunos barrios de las grandes capitales e incluso en algunas comunidades autónomas.

Vuelve el trueque, una nueva fórmula de adquirir casa

El trueque fue la primera forma de intercambio comercial entre humanos antes de que apareciera la moneda. Aunque este modo de intercambio parezca algo anticuado, en los últimos tiempos se ha puesto de moda en el sector inmobiliario. Y es que la crisis de las hipotecas ha hecho emerger el trueque de viviendas en varias ciudades europeas como alternativa a la tradicional compra venta.

Sin ser aún un método de adquisición de vivienda generalizado, comienzan a darse un gran número de casos de trueque de viviendas. La mayoría de trueques se realizan mediante portales en Internet que ofrecen apartado en los que los propietarios de viviendas proponen el intercambio de sus casas por otras viviendas. De esta manera ya son muchas las familias que permutan sus viviendas por otras más baratas, en la mayoría de los casos, por no poder hacer frente a los pagos de las hipotecas.

Hay que tener claro que el trueque no es vender o comprar una casa, sino “cambiar” una por otra en condiciones similares. En realidad, se trata de dos compraventas, con la única diferencia que el medio de pago empleado, en lugar de dinero, es un bien distinto.

Los interesados en usar este método para conseguir un inmueble deben seguir unos pasos que corresponden a las transacciones conocidas como permuta o compraventa. Son contratos de cambio que se caracterizan por la inexistencia de precio en dinero (lo que no quiere decir que parte del precio pueda completarse con dinero). Ya que es una compraventa doble, los trámites que se deben seguir son iguales a los de una compraventa normal: otorgamiento de escritura pública, liquidación de impuestos (Transmisiones Patrimoniales Onerosas), inscripción en el Registro de la Propiedad, etc.

El hecho más notable es que en un mismo acto se producen dos compraventas, por lo que los gastos e impuestos se duplican. Así pues, hay que pagar dos plusvalías municipales, dos facturas notariales y dos facturas del Registro de la Propiedad correspondiente, además de liquidar el impuesto por cada una de las transmisiones patrimoniales. Es habitual que en las permutas no coincidan los precios de los inmuebles, así que lo más lógico es que cada una de las partes asuma sus impuestos.

En este espacio podréis saber cómo funciona esta forma de intercambio y, además, poneros en contacto con otros usuarios de vuestra comunidad interesados en cambiar su vivienda.