Trámites para construir una casa.

El otro día encontré este interesante artículo que habla sobre los pasos y trámites necesarios para construirse una vivienda, lo reproducimos a continuación para nuestros lectores:

“A modo de resumen os voy a contar todo el procedimiento que he seguido para construirme mi flamante chalecito en la sierra. En su día evalué comprarme uno ya construido o hacer mi sueño realidad. Ni que decir tiene que lo que voy a relatar a continuación es la segunda opción. La casa de mis sueños.

El gran dilema entre comprarte una casa ya construida o construirte una casa a tu antojo, puede llegar a no ser un dilema, en el caso de que tengas prisa por irte a vivir a ella (novia impaciente por irse a vivir contigo). Prepárate para esperar un par de años y ármate de paciencia (cuidado con las novias impacientes) con algunos ventanilleros (personas que se sientan detrás de una ventanilla y que te ponen los sellos administrativos necesarios para seguir con tu camino). Un consejo: mas vale no ser groseros con ellos y sonreírles mucho (si puedes hacerte el tonto mejor. Hazlo siempre que puedas, no veas cómo ayuda!!),  porque quizá la semana que viene tengas que volver a que te ponga otro sello indispensable. Por suerte, a mí me tocó Miguel, aún hoy nos seguimos saludando cuando nos vemos por las calles del pueblo.

Parto del hecho de que ya has soñado con tu casa y que no tienes prisa por irte a vivir a ella. Te has imaginado cómo quieres que sea la entrada, el salón, las habitaciones, esa enorme cocina, el color de las paredes, incluso la sala de cine que siempre quisiste tener con una pantalla de, por lo menos 102”. Bueno, no entraré en detalles y dejaré que la imaginación vuele, no sea que me copiéis las ideas. Una vez que tenía mi sueño definido…

Lo primero que hice fue elegir las vistas. Un terreno con vistas es muy importante, la casa puedes construirla y luego tirarla abajo si no te gusta, pero las vistas.., es algo que siempre va a estar ahí.

Ale, ya elegí mi terreno con vistas. ¿y ahora qué?

Republished by Blog Post Promoter

Más info.

Gastos de la Hipoteca

Como ya sabéis la constitución de una hipoteca es un procedimiento que conlleva diferentes gastos a los que tendremos que hacer frente junto a los derivados de la compra de nuestra nueva vivienda.

Esta suele ser una equivocación común ya que mucha gente considera exclusivamente los gastos asociados a la compra-venta de la vivienda, sin considerar los asociados al préstamo hipotecario.

A continuación revisaremos los diferentes gastos asociados a la constitución del nuevo préstamo hipotecario para que podamos planificar adecuadamente los ahorros que necesitaremos.

  • Notaría: gastos derivados por la gestión de la escritura de la hipoteca (300 € a 600 €)
  • Registro de la Propiedad: gastos ocasionados por la inscripción de nuestra hipoteca en el Registro (200 € a 400 €)
  • Gestoría: gastos asociados a la tramitaciones en el Registro y Hacienda (200 € a 400 €).
  • Impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados (AJD): el 0,5% de la responsabilidad hipotecaria (800 € a 5000 €)

Republished by Blog Post Promoter

Más info.

Ayudas primera vivienda

Probablemente la adquisición de nuestra primera vivienda será uno de los gastos más grandes que realizaremos a lo largo de nuestra vida, y sin lugar a dudas uno de los más complicados.

Precisamente cuando somos jóvenes nuestro sueldo no es muy elevado y la inestabilidad en el trabajo es enorme. Esta es la razón por la que las ayudas a los más jóvenes deberían permitirnos afrontar este gasto con cierta tranquilidad.

Sin embargo las ayudas que contempla el Ministerio de la Vivienda no cubrirán las expectativas de muchos jóvenes. Estas ayudas están destinados al sector de población más desfavorecido y en muchos casos no nos ajustaremos a este perfil.

En cualquier caso y ante la inminente compra de una vivienda merece la pena echar un vistazo a las ayudas que contempla el Ministerio, revisar los requisitos y el procedimiento de solicitud.

Republished by Blog Post Promoter

Más info.

La contratación de una hipoteca: ¿Es Internet una fuente fiable de información?

Hace unos años contestar afirmativamente a este pregunta hubiese atraído un alud de criticas sobre el optimista comentario. Hoy creo que responder un “si, pero” es una contestación mesurada y ajustada a la realidad.

hipoteca

Al ser un servidor el responsable de contenidos de Bankimia, un comparador on-line de productos bancarios, se podría pensar que voy a hacer un alegato sobre las bondades de la Red de Redes en la búsqueda de una hipoteca. Espero argumentar el tema lo suficiente para que la idea que cale en la mente de todos sea un “si, pero”.

Internet es una magnífica herramienta para comparar diferentes condiciones de los préstamos hipotecarios en base a la información que las entidades suministran; primer “pero” que vale la pena comentar. Lo que una entidad dice que ofrece a sus clientes en materia hipotecaria no tiene el porqué ajustarse a la realidad de todos los perfiles de clientes. De hecho, muchas veces ofertan la mejor hipoteca que podrían ofrecer al mejor cliente. Después el cliente va una sucursal de esa entidad y empiezan los cambios. Que si su contrato indefinido no tiene suficiente antigüedad, que si para darle estas condiciones debe contratar unos seguros con nombres y coberturas rimbombantes, que si necesita el aval de toda la familia y algún que otro amigo, etc, etc.

Por tanto, la primera limitación que se encuentra un internauta al buscar en la red es que las ofertas que le ofrecen los comparadores on-line y resto de webs especializadas pueden no ser las que el director de sucursal le conceda. Lo mismo puede ocurrir si se trata de tramitar una hipoteca comercializada on-line por un banco y no se cumplen los requisitos de concesión.

Un segundo “pero” se refiere al portal de consulta de información de hipotecas en si mismo. A su independencia, confiabilidad y profesionalidad por una parte y a las herramientas financieras que nos ofrecen por otra. Elegir una buena hipoteca es, para la mayoría de gente, la decisión financiera más importante de toda la vida. Por tanto, debe buscar información en Internet de fuentes conocidas y con reputación. Y con un equipo de profesionales detrás, no lo olvidemos. A mi en particular me gusta conocer el nombre y apellidos de quién escribe en la red. El anonimato no me genera confianza, ni tampoco la vinculación del portal con determinadas entidades financieras.

Republished by Blog Post Promoter

Más info.