Espacios industriales reconvertidos en viviendas

Un loft no es más que un antiguo espacio industrial o comercial reconvertido en una vivienda y, en muchas ocasiones, también en lugar de trabajo. Por ello se caracterizan por ser espacios amplios y diáfanos, aunque en la actualidad el significado de loft se ha degradado y se utiliza este término para estudios pequeños sin separación de espacios.

Aunque la moda de vivir en un loft empezó a finales de los años ochenta en Nueva York, en España esta moda también entró con fuerza, especialmente en algunos barrios de Madrid y Barcelona como Fuencarral o Poble Nou, donde suelen ser utilizados por artistas que lo utilizan como vivienda y a la vez como lugar de trabajo.

Una de las características definitorias de los lofts son los techos altos, esta ventaja permite en muchas ocasiones la construcción de un altillo, de esta manera ayuda a independizar la zona de noche sin tener que recurrir a otros compartimentos.

La ausencia de paredes o tabiques obliga a una organización del espacio mediante la distribución del mobiliario, lo que permite utilizar una estancia para diferentes usos.

La estética industrial es también una de las características típicas del loft gracias a la utilización de elementos metálicos como pilares o cerchas originales, escaleras o carpinterías; el hierro o el acero son imprescindibles, igual que las instalaciones vistas que se convierten en un elemento más de la decoración.

Más info.

Lofts: Viviendas de Moda

Los lofts están de moda y cada día más. Se trata de amplios espacios diáfanos en los que el número de paredes es mínimo, generalmente con mucha luminosidad y diseños minimalistas. El loft busca el máximo aprovechamiento del espacio. Resulta de la conversión de almacenes o fábricas en espacios habitables, o destinados al uso profesional. Normalmente están edificados en fincas antiguas, naves o plantas bajas. Han sido impulsados, en las grandes ciudades, por la transformación de zonas industriales en zonas residenciales.

Suelen ser espacios con techos altos, que superan los 3,5 metros de altura, amplios ventanales y, habitualmente, paredes de hormigón. Se caracterizan por tener pocos tabiques y por la escasez de cerramientos, sólo los esenciales para separar las estancias privadas (baños y en ocasiones dormitorios) del resto de la vivienda, que conforma una única y espaciosa zona. Suelen tener entre los 90 y los 300 metros cuadrados.

Más info.

Fábrica Convertida en Loft de Lujo

Este impresionante proyecto está situado en el sur de Milán. Con anterioridad, este edificio era una fábrica y actualmente, se ha convertido en zona residencial. Se trata de dos lofts iguales.

Ambos lofts están distribuidos en 4 niveles y tienen la misma distribución interior, pero cada uno posee su propia decoración adaptada a los gustos personales de cada propietario. La entrada y la cocina se encuentran en la primera planta. En el interior de las escaleras se aprecia un pequeño baño cuya iluminación es totalmente natural.

http://www.gorkavillanueva.com/imagenes/Loft-01.jpg

En la segunda planta se encuentran las habitaciones, un espacio de relax cuya personalidad queda plasmada por la presencia de algunos muebles míticos como la silla “Barcelona” y el espejo diseñado por Philip Starck. La última planta contiene una habitación para invitados.

Más info.

Food in Loft: vende un piso a través del estómago

Muchos de vosotros habréis comprobado como, cuando llevasteis a cabo el proceso de compra de vuestro coche, el comercial insistía en que lo probaseis. Quería que lo tuvieseis en vuestras manos, que lo probaseis, que lo sintieseis. Se que hay excepciones, que en años de boom siempre existe el típico comercial que pretende que lo compres por catalogo sin verlo, pero no es normal ni lo recomendable. Una de las primeras enseñanzas de un comercial insiste precisamente en acercar el producto al potencial comprador. Aunque no vaya a ser su usuario final.

Pues bien, me gustaría recomendaros esta práctica a la hora de llevar a cabo una venta. Pensad en como podéis hacer que el cliente sienta, se aproxime, toque el producto, evitando así el tenerlo en su mente como un valor abstracto asociado a unos costes/beneficios. Aprovechad el marketing de sensaciones. Alguno pensará que para su producto es difícil. Seguramente. O seguramente no, y no hay más que ver como se desarrolla en el mercado inmobiliario.

Loft in Spain, una inmobiliaria especializada en el concepto loft ha hecho una puesta innovadora: ha transformado su piso piloto (o showroom, como lo que queráis llamar) en un lugar donde celebrar un catering, a través del programa Food in Lofts. Se trata de una propuesta rompedora, que puede llegar a generar un tráfico de gente que inicialmente no estaba interesada en una adquisición inmobiliaria, pero que responde a un publico objetivo muy interesante para el tipo de calidades que manejan. Estos comensales/potenciales compradores asociaran una agradable, con glamour, a la inmobiliaria y su producto. Finalmente, a aquellos que están interesados en el producto, se les acaba informando del mismo.

Más info.

Requisitos de habitabilidad.

Debido a la gran variedad de requisitos que se solicitan según se resida en un lugar u otro de la geografía española, es importante conocer la legislación vigente antes comprar un local con la pretensión de convertirlo en hogar. En Madrid hay que cumplir una serie de condiciones a la hora de transformar un comercio en vivienda. El 75% de la superficie útil del inmueble debe tener una altura de al menos 2 metros y medio, que podrá reducirse a 2,20 metros en cuartos de baño o trasteros. La superficie mínima de la vivienda será de 25 metros cuadrados si dispone de una sola estancia formada por comedor, cocina y dormitorio y de un baño, y será de 38 metros cuadrados como mínimo si cuenta, además, con una habitación y cocina separadas.

En otras localidades como Hernani (Guipúzcoa), que recientemente ha regulado el uso como vivienda de los locales ubicados en determinadas zonas del municipio, se establece una superficie mínima de 40 metros cuadrados e impone la obligación de que los locales se destinen sólo a vivienda durante al menos diez años. No podrán ser reconvertidos en residencia los sótanos, los garajes ni aquellos locales colindantes con otros en que se realicen determinadas actividades industriales, hosteleras, reparaciones. En Getxo (Vizcaya) se establece la obligación de que el local se sitúe al mismo nivel o superior que el terreno circundante, por lo que los semisótanos quedan excluidos, al igual que las estancias que estén clasificadas como garaje obligatorio.

Otro aspecto que hay que tener en cuenta es la ventilación. Las leyes establecen una serie de criterios para mantener la salubridad e higiene del inmueble como es la ventilación natural directa no inferior al 8% de la superficie útil de la pieza. La iluminación también ha de estar sujeta a unos mínimos que no serán inferiores al 12% de la superficie útil habitable. La salida de humos de los locales ha de hacerse sobre la cubierta, si cuenta con cubierta propia, y lo más alejada posible del resto de las viviendas. Si el local está integrado en un edificio, la salida de humos se hará en la fachada siempre que no perjudique la estética. Pero éste es uno de los problemas con el que se puede encontrar el propietario del local sin cédula de habitabilidad. La comunidad de propietarios es la encargada de autorizar esta obra y si los vecinos la deniegan, no se puede llevar a cabo.

Otro de los obstáculos a los que debe enfrentarse el propietario que desea transformar un establecimiento comercial en una residencia es que la densidad del edificio no esté agotada con los pisos. Si un inmueble tiene densidad para 12 domicilios y ya tiene 12 pisos no es posible convertir el local en vivienda porque superaría el número permitido. Así que, ni siquiera en el supuesto de que el local cumpliera con los requisitos de salubridad, altura de techos, salida de humos, iluminación y ventilación, recibiría la cédula de habitabilidad si superara la densidad máxima establecida.

Más info.
Página 1 de 212